Memoria histórica


Desde hace poco más de seis años los medios de comunicación en México no dejan de martillar el peligro que representa López Obrador. Sin ninguna crítica política, detrás de esa campaña se encuentra un mensaje de odio y una gran manipulación. Sí, existen muchos fallos en el discurso y en la política de López Obrador, pero ninguno podría ser prueba ni causa de un peligro para todo el país.

La eficacia de esa campaña de odio es sorprendente. El mensaje permeó por todos lados y se convirtió en todo un argumento en su contra. Nadie es más violento, nadie es más corrupto, nadie es más peligroso para México que López Obrador.

El gran éxito del sistema político mexicano y de algunos privilegiados consiste en la demolición de la conciencia histórica entre los ciudadanos. En México, la radio y la televisión permiten el cinismo y el provecho de la clase dirigente.

No importa, o dejó de importarle a la mayoría de la gente, que el PRI represente lo peor de la historia de México. A pocos les indigna la posibilidad de que vuelva al poder. ¿Por qué no parecen demasiados los muertos, demasiados los Tlatelolcos, demasiados los halconazos, demasiados los Colosios, demasiada la guerra sucia de los que son responsables en ese partido? ¿Por qué no parece suficiente la corrupción, la miseria, el  racismo, las  mujeres muertas y la intolerancia que han sembrado?

Tampoco parece importante que el PAN se equivocó. No es relevante que los políticos de ese partido no sólo perdieron la oportunidad de cambiar al país: se corrompieron, renunciaron a sus principios y agravaron los del PRI. Parece otra historia que en el PAN hay demasiada frivolidad, demasiados Fox y Martitas. ¿No es demasiada la ignorancia, la intolerancia religiosa y sus Onésimos o Norbertos opinando sobre asuntos públicos mientras aprovechan su posición poderosa?

Frente a eso, un plantón en Reforma me parece, francamente, el menor de los males. Frente a la legítima certeza de un fraude elecotral, me parece que es poca cosa. Porque tengo la certeza de que en 2006 el país pudo cambiar de rumbo y, en cambio, se sumió en la peor crisis social que haya vivido. Pienso que la campaña de 2006 fue injusta. Por eso sostengo que aunque el IFE y el Trife validaron la presidencia de Calderón, ésta fue ilegítima.

En ninguna democracia es extraño que los partidos políticos, especialmente los de izquierda, recurran a este vía. Me permito poner como ejemplo el lugar donde vivo actualmente. En Francia, prácticamente cada año tienen lugar movilizaciones a todo lo largo del país, contra las reformas que consideran contrarias. El sindicalismo francés es capaz de paralizar a todo el país durante más de un mes, como sucedió en 2007, cuando los sindicatos del transporte público dejaron sin servicio al país entero. Y a nadie se le ocurrió deslegitimar a los sindicatos por ello.

En resumen, creo que la propaganda contra López Obrador habla más de sus contrincantes que de él mismo. No conozco a nadie que sea capaz de decir precisamente en qué consiste el peligro que representa AMLO. Y eso que AMLO es uno de los políticos más conocidos del país: fue gobernante de una de las ciudades más pobladas del mundo, hacia el final de su mandato se enfrentó a varios juicios, uno de los cuáles lo dejó sin fuero.

El movimiento Yo Soy 132 es una de los mejores acontecimientos que pudo haber sucedido. Al contrario de lo que piensan sus detractores, no es un movimiento sin futuro. Tampoco es un movimiento sin contenido. Mucho menos es un movimiento de un grupo de jóvenes “pleno de euforia, pero en muchos puntos esenciales falto aún de solidez”, lleno de “ímpetu juvenil” y de “ansias naturales de ser escuchados” (lo triste aquí es que esto se lo escuché a un tipo de mi edad).

Al contrario, es un movimiento espontáneo y, paradójicamente, con mucha historia. O más bien, con gran conciencia histórica. Lo que le hace falta a un gran número de votantes.

Enrique Peña Nieto no será capaz de poner fin a los problemas del país, por la sencilla razón que no quiere. Junto a los empresarios de las comunicaciones, el partido que representa ideó y puso un marcha un sistema eficaz y torcido para mantener a millones de personas en la pobreza y en la ignorancia y a una cúpula en el poder y en la riqueza. Una educación de mala calidad, con unos medios de comunicación privatizados y poderosos, dan como resultado un gobierno cómodo.

Para vergüenza del PAN, lo mismo le ha sucedido. Josefina Vázquez Mota tampoco será capaz de cambiar el rumbo del país. En su caso – démosle el beneficio de la duda – no porque no quiera, sino porque no podrá. Su partido es responsable de una alternancia democrática medio muerta, pero sobre todo, de una guerra que ha acabado con miles de vidas y que ha hundido a otros tantos en el miedo.

De Quadri, ni hablamos. Su partido representa uno de los vicios más podridos del sistema político mexicano.

AMLO probablemente no podrá hacer un cambio de rumbo ni radical ni inmediato. Pero creo que es capaz de sentar las bases para hacerlo. Y si Marcelo Ebrard se presenta en 2018, será la oportunidad de darle continuidad a ese proyecto.

Acción para pensar, pensar para cambiar. Creo que así podría resumirse la intervención del movimiento Yo soy 132 y de los fines que persigue. Espero que su ejemplo sea seguido. Aunque sólo se dirijan contra Peña Nieto, creo que esa elección es el fruto de una gran conciencia y sentido de la historia, de la misma manera que la primavera árabe tuvo “nombre y apellido” y se dirigió contra un grupo en específico en cada país con el fin de instaurar la democracia.

Y también pienso que es una oportunidad muy valiosa que no deberíamos dejar perder.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s